Saltar al contenido

Personal branding: qué es una marca personal, importancia y cómo crearla

La marca personal  o personal branding es la forma en que te perciben los demás. Se trata de tener una imagen que sea fiel a ti mismo y a tus habilidades, a la vez que te distingue de otras personas con el mismo objetivo. Es un equilibrio complicado, pero si se hace bien, puede llevar tu carrera o negocio en la dirección correcta.

De acuerdo con datos de Venngage y retomados por Hubspot, 77% de los especialistas afirma que el reconocimiento de marca es su meta principal, y una marca consistente aumenta la rentabilidad en 23%.

La marca personal es un componente clave del marketing personal y profesional. Es cuando uno se conoce y se entiende a sí mismo como marca, y se comercializa de una manera que le hace destacar entre otras marcas de su campo o industria. Debe hacerse con cuidado y precisión, porque marcará la pauta para el resto de tus esfuerzos de marketing.

Por qué es importante tener una marca personal

Como ya se comentó, la marca personal consiste en construir una imagen única y positiva de ti mismo que sirva como una poderosa herramienta de marketing para tu negocio. Su principal labor u objetivo es hacerse un espacio único e importante dentro del sector en el que trabajamos.

Una máxima importante que debes recordar al crear tu personal branding: “siempre hay que vender lo que se hace y no lo que se es”.

Asimismo, cuando la gente piensa en tu empresa, producto o servicio, ¿qué palabras le vienen a la mente? Si crees que tu marca no es lo suficientemente distintiva, hay varias cosas que puedes hacer para mejorarla. Por ejemplo, puedes desarrollar un logotipo único, crear una declaración de visión convincente que muestre los objetivos y valores de tu empresa, o crear una imagen coherente en todos tus materiales de marketing. 

La clave es comunicar sistemáticamente tus objetivos, valores y logros a través de tu marca personal, para que la gente te reconozca como experto en tu campo.

Elementos clave de la marca personal

Hay una serie de elementos clave del personal branding que debes tener en cuenta a la hora de crear tu imagen y mensaje únicos. 

El primero, y quizá el más importante, es tu mensaje o propósito. ¿Qué es lo que quieres que la gente sepa de ti? ¿Por qué eres importante en el mundo? Esto es lo que, en última instancia, dará forma a la imagen que presentas al mundo a través de tu marca personal. 

El segundo elemento clave es tu imagen o avatar. ¿Qué aspecto tienes? ¿Cómo quieres que te vea la gente? Una imagen bien definida ayudará a conformar la percepción pública de tu personalidad, valores y profesionalidad. 

Por último, está tu presencia online. Ésta puede adoptar muchas formas, desde los blogs en línea hasta los perfiles en las redes sociales.

De igual manera, en todo momento debemos cuidar lo que decimos, lo que hacemos y nuestra actitud. Cuando nos volvemos una figura pública, cualquier discrepancia con nuestra declaración inicial puede ser criticada.

Errores más comunes al crear una marca personal

Entre los desaciertos más comunes que puede cometer un emprendedor a la hora de intentar crear su personal branding, están:

  • Referirte a ti mismo en tercera persona o como una marca: esto no le agrada a muchos. Comunícate en primera persona y sé auténtico y profesional, con eso basta.
  • Convertir tu declaración en slogan: una buena manera de garantizar que tu declaración de posicionamiento se mantenga, es repetirla a menudo. Sin embargo, una repetición excesiva -como si todas las publicaciones en las redes sociales tuvieran el mismo eslogan o si alguien dijera constantemente “la vida es un viaje” en todas partes- puede hacer que la gente piense que estás siendo repetitivo y hartarlos.
  • Hablar mal de tus competidores: nunca hables mal de la competencia, eso puede dar una mala imagen. Tan sólo céntrate en tus asuntos y objetivos.
  • Cambiar tu declaración constantemente: si haces esto, puede que tu público se confunda o crea que no sabes la dirección a la que vas.
  • Colgarse de otras marcas: si tuviste la oportunidad de trabajar en empresas de gran prestigio, no tomes la marca para crearte la tuya.

Cómo construir tu marca personal paso a paso

Una vez que decides que quieres crear un personal branding, puedes seguir los siguientes tips para hacerlo correctamente:

  • Define bien quién eres: es necesario que conozcas tus alcances y limitaciones en el ámbito profesional, para así transmitir correctamente los servicios que podrás darle a tus futuros clientes.
  • Ten claro la diferenciación: hay mucha competencia en cualquier sector, lo sabemos. Sin embargo, una vez que conoces tus fortalezas y debilidades, debes ser capaz de entender qué ofreces que tus competidores no, engánchate de eso y sácale provecho.
  • Utiliza palabras clave: realiza una investigación de palabras clave por las cuales posiciona tu sector y céntrate en donde estén tus fortalezas, el SEO nos persigue en todas partes. 
  • Crea presencia web: tal vez está de más comentarlo, pero estar en los distintos canales digitales es esencial para que te conozcan. Asimismo, crea un página web con el nombre de personal branding.
  • Escucha a tu público: recuerda no sólo centrarte en ti, oye a tu audiencia, sus deseos y problemas y saca provecho de ello para crear contenido que te posicione como experto en el sector.

Conclusión

La marca personal o personal branding es el proceso de crear una identidad única dentro de un ámbito o sector específico como medio de establecer una ventaja competitiva y ganar cuota de mercado. 

Mediante un branding eficaz, los empresarios y los profesionales de cualquier sector pueden crear una imagen distintiva que destaque entre sus competidores y atraiga a nuevos clientes. 

La marca personal implica varias estrategias, como el desarrollo de una actitud atractiva, la creación de contenidos atractivos y el cultivo de una persona influyente.